Seguros para empresas: ¿cómo funcionan y qué cubren?

Seguros para empresas: ¿cómo funcionan y qué cubren?

Si tienes un negocio, estás expuesto a distintas eventualidades que pueden afectar tus finanzas. Por ello, debes saber que existen varios seguros para empresas que te pueden sacar de aprietos.

No importa si sufriste un robo, incendio. Tampoco si causaste un daño a un tercero por accidente. Estas protecciones son diseñadas especialmente para ti y tu compañía.

Tal vez pienses que los seguros para empresas son muy caros o incluso que son solo para las más grandes. Sin embargo, todos los comercios y talleres, por muy pequeños que sean, están expuestos a eventos inesperados.

Ante cualquier situación que podría afectar tu bolsillo, lo mejor es que estés preparado. A continuación, te explicamos todo lo que debes saber sobre estas pólizas.

¿Qué son los seguros para empresas?

Los seguros para empresas son un contrato. A cambio del pago de una prima, se cubre una serie de riesgos. Estos se consideran a partir de las características de un negocio.

Aunque las agencias ofrecen distintos productos, las principales coberturas, por lo regular, son las siguientes:

  • Protección de las instalaciones.
  • Siniestros.

Algunos conocen a los seguros de empresas como ‘de incendio’ porque es una de sus coberturas principales. Sin embargo, no es lo único contra lo que protegen. Una póliza de este tipo puede abarcar:

  • Daños por fenómenos de la naturaleza.
  • Pérdida de utilidades por paro de actividades.
  • Daños no accidentales.

En general, las empresas están expuestas a muchos otros riesgos por sus operaciones. Por eso, casi todas las compañías grandes buscan proteger sus finanzas con un seguro.

En contraste, solo el cinco por ciento de negocios pequeños cuentan con una póliza en México.

Esto se debe principalmente a que pocos conocen los beneficios de l0s seguros para empresas. Aquí te decimos de cuáles se trata.

Beneficios que ofrecen las pólizas para negocios

Protección económica. La agencia se encargará de pagar los daños que sufra tu empresa. No importa si se produjeron por inundaciones, terremotos o por actos de personas mal intencionadas.

Protección legal. Tu empresa contará con respaldo en todos los siguientes aspectos:

  • Servicios.
  • Actividades
  • Instalaciones.
  • Personal.

Protecciones especiales. La agencia te dará un contrato hecho a la medida. Si utilizas maquinaria, no tendrás que preocuparte por sus reparaciones.

Respaldo a tu dinero y valores. Los seguros para empresas también son excelentes apoyos en casos de robos o asaltos.

Beneficios que ofrecen las pólizas para negocios

Pixabay

Tipos de seguros para empresas

Seguro de daños a la propiedad

Al hablar de seguros para empresas, la propiedad suele ser uno de los puntos más importantes. Por ello, una póliza de este tipo abarca:

  • Equipo.
  • Inventario.
  • Espacio de trabajo.
  • Muebles.

Si piensas que no necesitas este tipo de seguro, piensa por un momento en lo siguiente. Digamos que las instalaciones de tu empresa se ven afectadas por un incendio, un robo o un huracán, ¿cuánto te costaría reemplazar las pérdidas?

Los desastres naturales pueden costar miles y hasta millones de pesos a las empresas. Si vives en una zona en la que son habituales las inundaciones, una protección nunca estará de más.

Sin embargo, ten en cuenta que los seguros de daños a propiedad no te pagarán por deterioro derivado del uso del inmueble.

¿Trasladas mercancía fuera de las instalaciones de tu empresa? Algunas pólizas te ofrecen una garantía en estos casos. Así no tendrás que preocuparte por perder tus productos en casos de asaltos, robos o accidentes.

Póliza de dueño de la empresa

Este es un seguro de responsabilidad civil, o sea, que te protegerá en caso de que ocurra un daño a terceros. No importa si este fue causado por uno de tus empleados o un producto de tu negocio.

Además, como dueño contarás con un respaldo en caso de que tengas que suspender las actividades de tu empresa.

Digamos que tienes maquinaria eléctrica, pero una tormenta interrumpe el servicio por varios días. Si este siniestro está amparado por la póliza, no tendrás pérdidas.

No hay un seguro que cubra todas las necesidades de cada negocio. Sin embargo, las agencias personalizan sus productos, por lo que podrás pedir uno especialmente para ti.

Seguro de gastos médicos

Estos seguros para empresas se encargan de cuidar a tu personal. Si tus colaboradores trabajan en oficina, tal vez pienses que no necesitas una protección de estas.

Sin embargo, no importa si tus trabajadores tienen actividades que implican poco esfuerzo físico. Recuerda que los accidentes están a la orden del día. Si no tienes un seguro de gastos médicos, podrías enfrentar una demanda muy costosa.

>>Si quieres saber más sobre cómo funcionan los seguros de gastos médicos, te invitamos a leer este artículo.

Seguro de auto

¿Tu negocio requiere de un vehículo? Por lo menos debes contar con un respaldo por daños a terceros, que proteja a tu empleado conductor y a la unidad.

No importa si tu trabajador usa su propio auto o motocicleta. Es tu responsabilidad brindarle toda la protección que necesita en caso de siniestros. Eso podría ahorrarle muchos problemas a tu empresa.

>>Si quieres saber qué es un seguro de vehículo, te invitamos a leer este artículo.

Seguro de vida

No importa si tus empleados no realizan trabajos de alto riesgo. Los seguros de vida son básicos para las empresas. Con ellos, puedes proteger a la familia de tu empleado, en caso de fallecimiento.

Lo mejor de este tipo de pólizas es que no tienes que gastar una fortuna. Algunas agencias te ofrecen la oportunidad de incluirlas bajo un esquema de descuentos nómina.

De esta manera, podrás ofrecer a tus empleados un seguro de vida, sin afectar las finanzas de tu negocio.

>>Si quieres saber más sobre los seguros de vida, te invitamos a leer este artículo.

Tipos de seguros para empresas

Pixabay

Tipos de coberturas o planes de seguro para negocios

Los planes de seguros para empresas son muy similares en casi todas las agencias. Las diferencias por lo general se encuentran en las sumas aseguradas y los descuentos aplicables.

Como lo mencionamos antes, la protección contra incendio es fundamental. Te respalda por los daños causados inmueble, mobiliario, maquinaria y equipos. Sin embargo, hay otras muy importantes.

Fenómenos de la naturaleza

Tendrás todo el apoyo que necesitas ante daños ocasionados a tu local y su contenido por desastres naturales. Los más comunes son:

  • Huracán.
  • Granizo.
  • Nieve.
  • Inundación por lluvia.
  • Avalanchas de lodo.
  • Maremotos.
  • Marejadas.
  • Heladas.

Terremoto y erupción volcánica

Estas coberturas son adicionales a las anteriores. Si vives en zona sísmica o cerca de una franja volcánica, puedes solicitarla para proteger tu inmueble y su contenido.

Sin embargo, ten en cuenta que esta póliza solo te será útil, si el inmueble es tuyo. En caso de que sea rentado, lo mejor es contratar un seguro de responsabilidad civil arrendatario.

Accidentes con aeronaves o vehículos

Si tu negocio se ve afectado por la caída de un avión o fragmentos de éste, o el choque de un auto, la agencia cubrirá los daños.

Por lo general, esta cobertura abarca una de humo. Sin embargo, depende de la agencia.

Anuncios luminosos

La agencia cubre costos derivados de daños materiales y pérdida de lo siguiente:

  • Marquesinas.
  • Anuncios luminosos.
  • Espectaculares.

Esto incluye los costos de la mano de obra que llevará a cabo la instalación.

Remoción de escombros

La agencia se encargará de pagar los gastos que deriven de labores de limpieza. Sin embargo, solo abarca los siniestros cubiertos en la póliza.

Vandalismo

Tendrás un respaldo en caso de que tu negocio quede en medio de una huelga, alboroto o actos de vandalismo. Incluso, te protege por daños ocasionados por personas con malas intenciones.

Pérdidas consecuenciales

Corresponde a las pérdidas que la empresa sufre por parar sus actividades. Desde luego, esto se limita a las coberturas establecidas en el contrato. En algunos casos, la agencia puede pagar hasta las ventas que no pudieron realizarse.

Dinero y valores

La agencia se encargará de respaldarte ante el robo de la nómina, vales de despensa y gasolina, cheques y pagarés. También te respaldará por robo o accidente de empleados asaltados fuera de la empresa.

Autos

Los vehículos de la empresa estarán protegidos ante robo o accidente. Algunas agencias también cubren aquellos que están en custodia de la firma, siempre y cuando estén dentro de sus instalaciones.

Responsabilidad civil general

Defensa legal y pago de indemnizaciones a personas afectadas por actividades de la empresa. En algunos casos, se incluyen siniestros de otro tipo; por ejemplo:

  • Provocados por empleados.
  • Condiciones del edificio.
Tipos de coberturas o planes de seguro para negocios

Pixabay

¿Cómo se calcula el precio de las pólizas para empresas?

Tal vez pienses que los seguros para empresas son muy caros. Sin embargo, su precio depende de diversas variables. La más importe está relacionada con el valor de los contenidos y las instalaciones.

Por lo general, las agencias realizan avalúos para conocer el valor del o los inmuebles. Esto, en caso de que tu empresa tenga más de uno.

El valor de estos por lo general se mide con base en los siguientes aspectos:

  • Ubicación. Estado en el que se localiza y si está en zona industrial.
  • Calidad de los acabados y materiales.
  • Superficie construida.
  • Antigüedad de las instalaciones.
  • Valor de los contenidos:
    • Mobiliario.
    • Materias primas
    • Productos terminados
    • Maquinaria.
    • Equipo.

¿Cómo puedes ahorrar en los seguros para negocios?

Si quieres ahorrar en el pago de primas de un seguro para empresas, toma en cuenta lo siguiente:

  • Cuenta con un sistema efectivo contra incendios: alarmas de humo y extinguidores. Analiza el tamaño de tu empresa y no escatimes en gastos.
  • Coloca señales apropiadas para la evacuación de las instalaciones. En caso de emergencia, estas son muy útiles.
  • Invierte en un sistema contra robo:
    • Cajas fuertes.
    • Cámaras de vigilancia.
    • Personal de vigilancia.

También puedes ahorrar en el pago de tus primas reduciendo la suma asegurada. Por ejemplo, el local de tu negocio valía 10 millones, pero lo aseguraste solo por 5 millones. Sin embargo, esto no es muy recomendable. A continuación, te explicamos por qué.

En caso de un incendio que consuma el 50 por ciento de las instalaciones, la agencia no te pagará los 5 millones.

Ten en cuenta que estos productos operan bajo la cláusula de ‘seguro proporcional’. ¿Esto qué significa? Que si pierdes la mitad, te pagarán la mitad. En este ejemplo, la empresa te daría solo 2.5 millones de pesos.

En este caso, al final perderías dinero por querer ahorrar en primas.

Ojo, esto no significa que puedes obtener ganancias de los seguros para empresas. Digamos que tu local valía 10 millones y lo aseguraste por 20 millones.

Si pierdes la mitad, la empresa no te dará 10 millones, sino 5 millones. ¿Por qué? Las pólizas solo tienen el objetivo de evitarte pérdidas.

Desde luego, en un caso así podrías recuperar las primas que pagaste en exceso.

Si tienes un negocio, por más pequeño que sea, debes contar con un seguro para empresas. Ante un siniestro o actos de personas mal intencionadas, puede ser la diferencia entre perderlo o llevarlo al éxito. Las coberturas más comunes son:

  • Contra incendios.
  • Robo de mercancía.
  • Responsabilidad civil.

Sin embargo, recuerda que los seguros para empresas pueden ajustarse a tus necesidades.

Empresas como gasolineras, constructoras o del ramo químico tienen más riesgos de provocar daños a otras personas. Incluso, están más expuestas a sufrir pérdidas.

Para elegir los planes más baratos con buenas coberturas es conveniente solicitar las cotizaciones. Cada agencia evaluará con detenimiento tu negocio para diseñarte un plan a tu medida.

>En Segurealo encontrarás todo lo que necesitas. Nuestros agentes te brindarán asesoría especializada para que consigas el mejor precio.

¿Cómo puedes ahorrar en los seguros para negocios?

Pixabay

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son los seguros que debe tener una empresa?

Mantener satisfechos a los trabajadores de tu negocio no depende solo de su salario. Algunos seguros son básicos para que puedas garantizar su lealtad y estimular su productividad.

Por si no lo sabes, en México hay seguros laborales obligatorios. Tal es el caso de:

  • Salud.
  • Vida.
  • Invalidez.
  • Contra accidentes.

Ante cualquier eventualidad, lo mejor es que tu negocio esté preparado. De esa manera, los costos derivados de cualquier accidente o siniestro no saldrán de las ganancias. Así, mantendrás protegidas las finanzas de tu empresa.

¿Cuánto cuestan los seguros para empresas?

El precio de un seguro para empresas varía del ramo en el que se encuentre tu negocio. Para que te des una idea, una prima mensual con coberturas básicas puede costar de mil 800 a 3 mil pesos.

Sin embargo, en los casos de compañías grandes pueden alcanzar los millones de pesos.

No obstante, debes considerar que las agencias pueden presupuestar el seguro para tu negocio. Sin embargo, calcular los daños de un evento catastrófico nunca será tan fácil.

¿Puedo contratar dos protecciones para mi negocio?

Sí, tu negocio puede contar con el respaldo de dos agencias. En caso de un incendio, desastre natural o robo, ambas te pagarán por los daños.

Sin embargo, como te lo mencionamos antes, los seguros para empresas no son para obtener ganancias. Por ello, las compañías se repartirán la responsabilidad. Al final, solo cobrarás lo que corresponde a la pérdida.

Te podría interesar